Anillo Atlante

El anillo atlante contiene un poderoso símbolo de protección.

Historia del Anillo Atlante

Una versión de piedra de este anillo fue descubierta en el Valle de los Reyes de Egipto en 1860 por Marquis D’Agrain, egiptólogo de origen francés. D’Agrain sostenía que el anillo procedía de la legendaria ciudad de Atlantis.

Este anillo pasó a propiedad del radiestesista francés André de Bélizal, quien estudió al anillo y fue protegido por él durante su vida. A través de la radiestesia y múltiples experimentaciones, Bélizal encontró que la forma geométrica grabada en el anillo, sus proporciones y su distribución, es lo que le profería facultades especiales. En esta forma está contenida una onda de forma, la cual puede ser grabada como un sello no sólo en un anillo, sino en cualquier objeto.

Ondas de Forma

Su particular diseño le confiere al sello atlante increíbles propiedades de protección. Crea una barrera protectora contra las energías indeseables.

Para que funcione, es recomendable activarlo dentro de una pirámide u otro instrumento de activación y programación, siguiendo un ritual esotérico que realizaban los sacerdotes atlantes, toltecas y egipcios. Actualmente lo hacen quienes han heredado esos conocimientos y tienen la formación de “iniciados”.

Utilizando radiestesia y kinesiología se pueden medir las características del anillo o dije atlante. Es posible observar su poder protector y la energía eliminadora de vibraciones indeseables.

Los materiales con los que se fabrica, tienen una importancia relativa, pues producen solamente un efecto secundario. Sin embargo, para portarse como joyas tanto el anillo como el dije se fabrican con metales preciosos.

Son dos los objetos típicos en los que se imprime el Sello: anillo y dije. Los egipcios denominaron al dije, Cartush o Cartouche.

El Anillo y el Dije Atlantes

Están formados por figuras esotéricas que actúan poderosamente sobre las personas que los usan, produciendo tres efectos:

  1. Protege de las Vibraciones Negativas y de los Accidentes. [Maleficios, Energías indeseables]
  2. Desarrollando sus Percepciones Extrasensoriales. [Premonición y telepatía]
  3. Conserva la Salud.

1. Protección de las Vibraciones Negativas

El anillo y el dije atlante protegen de las vibraciones negativas de cualquier tipo, tanto de los maleficios, encantamientos, maldiciones y sortilegios, como de las perturbaciones vibratorias peligrosas de la naturaleza. Entre estas se encuentran los terremotos y las ondas magnéticas negativas provenientes de la tierra (geopatías), originadas por el campo eléctrico que se forma por el rozamiento de corrientes de agua subterráneas que circulan debajo de algunas casas, escuelas y oficinas, en las cuáles se altera permanentemente la salud, capacidad y felicidad de sus ocupantes.

Estas piezas esotéricas también protegen de los accidentes.

Howard Carter descubrió muchos monumentos en el Valle de los Reyes de Egipto. Siendo muy joven, encontró perfectamente conservados los cuerpos del sacerdote Jua y su esposa en la cámara mortuoria de una de las primeras pirámides que estudió, y también estaba ahí el Sello Atlante. A partir de ése momento nunca se separó del Sello, el cuál lo protegió durante toda su vida.

Cuando descubrió la tumba de Tutankhamen, desafió la maldición que la protegía y que expresaba a la entrada: “La muerte rozará con sus alas, a quien toque al faraón”. Penetró en noviembre de 1922 junto con otras 18 personas, quienes en una forma o en otra violaron la pirámide y fueron víctimas de la terrible amenaza. Todos murieron prematuramente en forma violenta o misteriosa, en poco tiempo, excepto Carter, el arqueólogo en jefe y por lo tanto responsable principal de la profanación, quien durante diez años continuó explorando la pirámide y clasificando el tesoro arqueológico más grande de todos los tiempos. Falleció hasta 1939, a la edad de 66 años, perfectamente protegido por el Sello, al que denominaba “Poderosísimo Talismán de la Defensa”.

2. Desarrollo de Percepciones Extrasensoriales

Dos son los fenómenos metafísicos comprobados, que logran los portadores del anillo o del Cartush:

  1. Se agudiza su premonición o sexto sentido, lo que les permite conocer lo que sucede, sin necesidad de tener información previa ni de razonar.
  2. Se incrementa su facultad de enviar y recibir mensajes mentales, o dicho en otra forma, aumenta su capacidad telepática.

Por otra parte, se ha continuando investigando sobre la influencia de éstos símbolos en los seres humanos y últimamente se ha encontrado que muchas personas —no todas—, también desarrollan la cualidad de conocer anticipadamente los sucesos.

3. Conservación de la Salud

En los dedos de las manos existen canales por donde circula la energía vital. Estos canales fueron descubiertos por los chinos hace cerca de 10,000 años y a partir de éste conocimiento crearon la Acupuntura. Desde 1950, en Occidente se ha comprobado científicamente la validez de la Acupuntura y con instrumentos electrónicos se han descubierto nuevos canales de circulación energética.

A un lado del dedo anular circula energía por el canal de Degeneración Orgánica. Cuando éste se encuentra desequilibrado, se producen enfermedades degenerativas, tales como cáncer y envejecimiento prematuro. En el otro lado del anular corre el canal Endocrino, con puntos correspondientes al ovario o testículo, glándula mamaria, glándulas timo, tiroides y paratiroides. En Europa se ha comprobado que el uso de anillos en este dedo, altera – retrasando o acelerando – la fecha en que se presenta la menopausia y que esto depende del metal con el que está construido el anillo. Se empieza así a develar el origen de la tradición atlante, que consiste en usar el anillo de matrimonio en el dedo anular.

En el dedo meñique circulan los canales del Corazón y del Intestino Delgado. En el dedo medio, los canales del Sistema Circulatorio y de los Procesos Alérgicos y por el índice los canales del Intestino Grueso y del Sistema Nervioso.

Por lo tanto, al colocar el anillo Atlante en el dedo correspondiente, se protegen los canales de las agresiones externas que pudieran desequilibrarlos, previniendo así trastornos funcionales de la salud.

Cuando se coloca el dije Atlante en un collar, queda éste sobre la glándula Timo, que es la responsable de suministrar energía, para dar elasticidad a los ligamentos y evitar su rotura. Cuando ésta glándula se encuentra equilibrada, previene las infecciones, actúa para contrarrestarlas y conserva un estado de balance entre las células cancerígenas del organismo y las normales, eliminando las cancerígenas para que no predominen.

Cuando se desplaza el cuerpo, también se mueve el collar portador del dije Cartush, obteniéndose microvibraciones físicas, positivas sobre el corazón.

Otros efectos del anillo o dije atlante

  • Los portadores del anillo o dije que practican la curación, ven incrementada notablemente su capacidad curativa.
  • Promueve la sanación energética.
  • Revitaliza y carga al cuerpo con energía vital.
  • Armoniza los equilibrios energéticos.

Uso Del Anillo y del Cartush

Antes de usar el anillo es necesario limpiarlo y cargarlo

  1. Puede usarse solamente uno de estos objetos o combinarse los dos, en aquellos casos en que se requiera reforzar las cualidades del Sello.
  2. El Sello es personal y no deberá prestarse, puesto que con el uso, se impregna con las radiaciones de la energía del portador.
  3. El tiempo que deben portarse éstos objetos debe prolongarse lo más que se pueda y si es posible será permanentemente.
  4. Por lo menos deberán usarse durante los encuentros afectivos, reuniones de negocios, viajes, enfermedades, situaciones difíciles y peligrosas, así como en las sesiones de estudio y de trabajo que requieren de creatividad, intuición y razonamiento.
    Cuando el aumento de las facultades extrasensoriales es tan grande que dificultan el sueño normal, use el anillo o dije únicamente durante el día.
  5. Es recomendable colocar estos objetos en un recipiente de cristal y exponerlos a las radiaciones del Sol, entre las 10 y las 14 horas, por lo menos una vez al mes, con el propósito de aumentar la potencia de sus microvibraciones positivas.

En general todos los anillos son objetos muy personales, pero el anillo atlante conserva la energía de las personas que tienen contacto con él. Es por eso que no debe de prestarse, y de ser así, debe limpiarse y programarse de nuevo.

Para algunas personas la poderosa energía del anillo produce una reacción violenta cuando tienen contacto por primera vez con el anillo. Puede ocasionarles un llanto incontrolable, reacciones alérgicas o hinchazón en las manos.

Para ordenar el anillo atlante o el dije atlante, visita esta página

Autor: Cuauhtemoc F Ramirez A